Belako + Perro @ Teatro Barceló (Madrid) 04-12-2015

Perro belako cronica concierto madrid teatro barcelo

Siempre es bonito ver crecer un grupo desde abajo, sobre todo cuando éste lo hace sin comprometer su propuesta, con buenas canciones, directos a la altura y una actitud envidiable. Me ocurrió hace años con Nothink (la comparación es gratuita, pero siempre es un placer mencionarlos) y me viene pasando últimamente con Perro. Desde aquellas primeras “Singles Brasileñas” la historia ha ido hacia arriba deprisa pero con paso firme. El lanzamiento de “Tiene Bacalao, Tiene Melodía”, su presentación en Siroco, el posterior paso con sold out por la sala El Sol, su concierto en el Primavera Sound y ahora, subiendo otro peldaño más, la publicación (y consolidación de un sonido) de “Estudias, Navajas” y otro sold out en Madrid, esta vez a lo grande, en un imponente Teatro Barceló y con la colaboración, eso sí, de Sierra y Belako. A los primeros no llegamos a verlos debido a esos horarios de merienda-cena que imponía la sala (única pega a un Barceló bonito y con un sonido brillante, las cosas como son) y los segundos remataron una noche llena de energía en la que se vio a la gente disfrutar de principio a fin, que al final es lo más importante.

Disfrutaron con unos Perro a los que no les tembló el pulso a la hora de arrancar el concierto con el tema más antiguo de la noche, esa ‘Bicicleta’ de ritmo vacilón y buenrollista, para ir después presentando sus nuevos temas y alternándolos con algo de bacalao. El primer directo a la mandíbula lo soltaron con ‘Ediciones Reptiliano’, arengaron a las masas con ‘Camiseta’ y pusieron al foso en funcionamiento con el acelerón de ‘Azul Mayoría Absoluta’. Como siempre, Aarón, Guillermo y Adrián fueron alternando instrumentos mientras Fran mantenía la estructura desde su batería y aunque guitarras y sintes están muy presentes es esa base rítmica, cada día más consistente y perfeccionada en su último trabajo, la que hace que en directo no haya lugar para la broma. Con ella nos partieron la nuca en ‘OLRAIT’ y en el arranque de ‘Papi Papito Ñam Ñam’, en la oscura mala ostia de ‘Droga Porra’, y en la imprescindible y celebrada ‘La Reina de Inglaterra’. Con el nuevo disco todavía siendo asimilado por el público fueron ésta y la final ‘Marlotina’, himno futbolero declarado por decreto, las más bailadas por un público sobre el que terminó volando Aarón en perfecta comunión. Otro paso triunfal de Perro. Breve, intenso y muy divertido.

Tras ellos echaban el cierre a la tarde Belako. Hace unas semanas el doble cartel hacía tambalearse Bilbao y el pasado viernes le tocaba a Madrid. Y es que parece que la combinación es perfecta. Dos grupos jóvenes, con esa actitud de comerse el escenario con frescor juvenil pero con la soltura y personalidad de quienes llevan mucho tiempo en esto. Y además parece que con buen feeling entre ellos. Josu lucía camiseta de los murcianos y vimos a alguno de ellos disfrutando de parte del concierto desde el lateral del escenario. Tanto como lo hicimos nosotros desde abajo. Con su segundo larga duración ya preparado los de Mungia salieron a comérselo todo desde el primer segundo y con un escenario amplio en el que moverse y bailar y unas canciones que aumentan su potencia en vivo no les costó conseguirlo. Con un sonido postpunk tan oscuro como festivo fueron desgranando un repertorio que convence tanto en sus partes más guitarreras como en las protagonizadas por teclados y sintes. Desde la muy Joy Division ‘Vandalism’, cantada y gritada por Lore desde su bajo, hasta unas ‘Sea Of Confusion’ o ‘Haunted House’ bailadas y coreadas hasta la extenuación. Una fiesta constante que se alargó algo más de lo previsto por exigencia del guion, con Lore y Cris tocando y cantando entre el público y Josu volando sobre ellos. No hay duda de que 2016 va a ser su año.

Sobre el Autor

Artículos relacionados

Deja tu comentario

Su dirección de email no será publicada. Campos obligatorios *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.