[Actualidad] Bonny Light Horseman - "Bonny Light Horseman" (2020)

bonny-light-horseman-criticas-discosCuando diversos talentos se juntan para dar vida a algo nuevo, tal vez no salga nunca de ahí un purasangre, pero sí una bella criatura gestada en libertad salvaje. Este el caso del blanco corcel de Bonny Light Horseman. Un disco de debut que pone en sintonía a un supergrupo de músicos. Por un lado presentamos a Eric D. Johnson, cantante y fundador de Fruit Bats, y ejemplo perfecto de cómo el folclore norteamericano ha tenido nuevas vidas en las últimas décadas. A cargo de los aspectos multinstrumentales encontramos al polifacético Josh Kaufman, músico que ha formado parte de las grabaciones en estudio de bandas como The War On Drugs o The National entre otras. Por último, y no menos importante, Anaïs Mitchell pone la voz y firma alguna de las letras de este álbum. Mitchell es una de esas artistas totales, que además de haber estrenado su obra teatral "Hadestown" en Broadway, también canta folk recuperando la esencia de esa otra mujer de apellido común: una Joni Mitchell que sigue resonando como una de las grandes voces femeninas del género.

Renovando el sonido añejo de la tradición country y la mitología estadounidense asociada a ella, 'Bonny Light Horseman' abre la colección con el magnético timbre de Anaïs y una instrumentación tan suave como cargada de épica. Dando el relevo, Johnson se disfraza del maestro Bob Dylan, quien dejó para la posteridad aquel maravilloso "Nashville Skyline" (1969), cuyo espíritu parece replicarse ahora en un giro estilístico más moderno en 'Deep In Love'. El trío recupera también algunas cancionetas tradicionales y unas baladas en las que destacan 'The Roving' o 'Blackwaterside', y que viajan a otros lugares con la jazzística 'Lowlands' o las reverbs indies de 'Jane Jane'. En su versión más country y fidedigna de los sonidos western llega la sencilla pero genial 'Mountain Rain'.

Contando además con Justin Vernon (Bon Iver) como productor de este proyecto, el propio Vernon se suma al carro cantando en la espiritual 'Bright Morning Stars', un auténtico temazo donde vuelve a imprimir su característico sello tanto en las voces como en los arreglos. Esta primera incursión de Bonny Light Horseman termina por todo lo alto con el vozarrón de Anaïs puesto al servicio de la nostalgia en la emotiva '10.000 Miles'. Así se cierran estas diez pistas sobre las que corre ligero este bello equino que nos sorprende en su primera aparición.

Sobre el Autor

Luis Arteaga
Luis Arteaga

Todavía te debo una disculpa, no te devolví el cuchillo nunca.

Artículos relacionados

Deja tu comentario

Su dirección de email no será publicada. Campos obligatorios *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.