[Actualidad] Baxter Dury, Etienne de Crécy, Delilah Holliday – “B.E.D” (2018)

baxter dury etienne de crecy critica disco bedHa sido este año cuando, a través de su colaboración con Sleaford Mods, he descubierto la música de Baxter Dury. Sí, el hijo de Ian también ha hecho carrera en esto y desde principios de siglo, aunque de manera algo irregular, lleva editando discos. De “Prince of Tears”, su álbum publicado el pasado 2017, me enamoré perdidamente y en este 2018 Dury vuelve a escena, en esta ocasión con un trabajo breve, de tan solo veinte minutos y firmado a tres manos. Las del productor francés de música electrónica Etienne de Crécy ponen la base instrumental, mientras que Delilah Hollyday, del grupo punk londinense Skinny Girl Diet, acompaña en las tareas vocales al bueno de Baxter.

El germen del proyecto nace en 2015, cuando Dury colabora con Etienne en una de las canciones de su “Super Discount 3”, y precisamente tres años después se reúnen en un local de París para dar rienda suelta a su creatividad y crear de manera casi espontánea las canciones de “B.E.D”. Y aquí están. Nueve temas muy influenciadas por los sonidos electrónicos de los 80, con bases tan rítmicas como sencillas escupidas por sintetizadores añejos. Sobre ellas, el peculiar y tan habitual fraseado de Dury, siempre cercano a un spoken word lleno de veneno british y que combina a la perfección con las melodías de Delilah, totalmente alejada aquí de la rabia de su banda habitual y rozando la sensualidad del R&B más moderno. Juntos han creado un sinuoso mundo sonoro, buscando lo onírico en ocasiones y alejándose de la pista de baile para acercarse al amanecer más tóxico, con las drogas ya abandonando tu cuerpo. Lejos de los convencionalismos, rematan canciones sin previo aviso (‘Fly Away’), lanzan golpes de sintes en el momento más inesperado (‘How Do You Make Me Feel’, ‘White Coats’), y se permiten el lujo de dar por concluidas delicias de explosivo pero minimalista groove en tan solo minuto y medio (‘Centipedes’). Todo ello nos deja, irremediablemente, con una sensación de querer más que esperamos satisfagan próximamente.

Sobre el Autor

Artículos relacionados

Deja tu comentario

Su dirección de email no será publicada. Campos obligatorios *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.